Alerta SITIMM de grandes riesgos para industria automotriz con renegociación del TLC 

 

 

 

20 de septiembre de 2018 

 

José Juan Ramírez

 

Irapuato, Gto. (Opinión Bajío).- La renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) puede tener el riesgo de que el sector automotriz se frene y que las inversiones de Estados Unidos dejen de llegar, advirtió el secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Industria Metal Mecánica Automotriz Similares y Conexos de la República Mexicana (SITIMM) Alejandro Rangel Segovia.

Indicó que los primeros visos de la renegociación del tratado comercial apunta modificaciones, que le dan todas las ventajas competitivas a los Estados Unidos, como son las “trampas” de los componentes fabricados en zonas con determinados salarios y la falacia de aumentos estratosféricos de sueldos, lo que acarrearía una grave pérdida de competitividad.

“Los elevados porcentajes de componentes de los autos a ellos les da la ventaja competitiva y puede frenar el traslado de empresas de Estados Unidos a México; es decir, una parte del crecimiento del número de empleos y de inversiones instaladas venía directamente de Estados Unidos y esto puede frenarse con la elevación de los porcentajes del 62 al 75 de los componentes directamente de México y Estados Unidos y la otra parte del salario”.

“Hay que ponerle atención (a la negociación del TLC), la verdad es que si nos va la vida del trabajo como lo conocemos, no obstante que si nos han quedado ‘chaparros’ en los salarios, en relación a la dinámica que se ha dado productiva y de exportación.  de todas maneras tenemos una sensación de bienestar por la llegada de los empleos, las empresas están peleando pos los trabajadores que comienzan a escasear esto puede cambiar dramáticamente. Esto se construyó a lo largo de los 10 últimos años y se nos puede caer en los 10 próximos meses, si no quedan las condiciones adecuadas para que las producciones continúen en este país”,

Rangel Segovia –que también es director del Centro de Formación Laboral (CEFORMA)- indicó que ante esta situación se deben construir formas propias para que en caso de que se pongan barreras comerciales en Estados Unidos que impidan o dificulten el envío de automotores, se puedan tomar acciones que permitan que el mercado interno mantenga vivo el sector, sin caer en medidas ilógicas.

“Hay que leerlo bien y con cuidado, nos estamos yendo con la finta de que esto va a ser obligatorio lo de los 16 dólares por hora, dicen textualmente que para que se exporten vehículos de México a estados unidos que entre el 30 y 45 por ciento de sus partes deberán ser producidas en zonas que paguen por lo menos 16 dólares por hora a sus trabajadores, dice zonas pero no dice zonas de México, esas zonas ya existen en estados unidos, tranquilamente podría tratarse de una trampa en la cual muchos ya vayan a preferir que esas partes ya no sean producidas en México o no traerlas para producirlas en México, sino producirlas en Estados Unidos”, finalizó el secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Industria Metal Mecánica Automotriz Similares y Conexos de la República Mexicana (SITIMM) Alejandro Rangel Segovia.